MENU

| AR

Sedes

Cursos

UdeSa

Programas Ejecutivos

Programas Ejecutivos

Paises

Por qué transformación digital no es sinónimo de digitalización

Por qué transformación digital no es sinónimo de digitalización
#Datos

Débora Slotnisky

14 de ago - min de lectura

Explicamos por qué es un mito que ambos conceptos tienen el mismo significado, y detallamos cuáles son los tres pilares para entender qué es la Transformación Digital.


Con el inicio de la pandemia circularon por las redes sociales mensajes que indicaban que finalmente el Covd-19 había logrado en cuestión de días lo que los altos ejecutivos no habían podido hacer en años: que las organizaciones avancen en su proceso de transformación digital.

Pero este pensamiento es erróneo ya que se confundiendo transformación digital con digitalización. Mientras que el primero tiene que ver con emplear tecnologías digitales para simplificar, mejorar y automatizar operaciones y procesos de negocio, la transformación digital implica un cambio muchos más profundo que se basa, en pocas palabras, en tres pilares: el uso de tecnologías, las habilidades técnicas y humanísticas que deben tener los colaboradores para realizar su trabajo con idoneidad; y, por último, que la organización en su conjunto cuente con el llamado “digital mindset” o cultura digital por el cual concibe a los consumidores desde una óptica particular, y eso la lleve a reestructurar sus procesos y la manera en la cual la firma se organiza, entre otros factores.

Dado que se trata de un proceso complejo, pero que más temprano que tarde las organizaciones deben afrontar para no perder competitividad ni empatía con el mercado, la transformación digital continúa siendo uno de los principales retos a los que se enfrentan las empresas ya que, como se ve, no alcanza con tener a sus empleados teletrabajando ni con lanzar un website de ecommerce.

Los tres pilares, en detalle

 El pilar tecnológico tiene que ver con la adopción de ciertas tecnologías vinculadas con el Cloud Computing, la Inteligencia Artificial, los robots y el software de analíticas, por mencionar solo algunos. Si bien una empresa puede invertir dinero en ellas, este hecho por sí solo no implica una transformación digital.

El segundo pilar tiene que ver con las habilidades técnicas y humanísticas de los colaboradores. Por ejemplo, contar con habilidades digitales para tomar decisiones en base a datos, para utilizar correctamente la inversión realizada en la tecnología y para definir correctamente los KPI que necesita medir para saber cómo marcha una acción. Dentro de las habilidades humanísticas, es fundamental saber trabajar en equipos diversos y distribuidos, poder ejercer una posición con autonomía, tener empatía y ganas de aprender de forma constante, entre otros atributos.

Por último, el pilar vinculado al digital mindset es, seguramente, el más difícil de adquirir, ya que la tecnología se contrata, y los colaboradores pueden capacitarse de forma rápida y efectiva a través de cursos cortos de efectividad comprobada. Sin embargo, lograr el digital mindset toma más tiempo porque involucra desde el CEO hasta al pasante más novato de la organización, y tiene que ver con incorporar una nueva visión ya que se pasa de un modelo tradicional en el que una firma produce un producto o brinda un servicio para luego ver cómo lo va a imponer en el mercado, a pensar a la inversa, ya que primero debería analizarse y estudiarse a los consumidores y, en función de eso realizar una propuesta de valor.

Este cambio radical implica desaprender y volver aprender. Implica romper los silos para comenzar a compartir información. Implica dejar de tomar decisiones en base a la intuición, para hacerlo en base a datos y con un grupo diverso que sea capaz de aportar distintas perspectivas ante un mismo tema.

También significa que la estructura piramidal debe tratar de ser lo más horizontal posible, y que las buenas ideas o las propuestas de mejora pueden venir no solo “de arriba hacia abajo” sino de cualquier lado.  Asimismo, tiene que ver con sostener la idea de que todo es perfectible, de innovar, y que se debe trabajar en la mejora continua, con el foco siempre puesto en el cliente tanto externo como interno. Por supuesto, también conlleva una nueva forma de liderazgo y de gestionar al talento frente a este contexto tan cambiante, que puede generar resistencia al cambio.

Para avanzar en este proceso de transformación digital la comunicación y la transparencia es clave, de la misma manera que lo es la capacitación, ya que las habilidades que antes eran imprescindibles pueden que hoy sean obsoletas ya que los colaboradores deben desarrollar nuevas destrezas.

Definitivamente, las organizaciones de todos los tamaños e industrias deben comenzar su proceso de transformación digital para cumplir con las expectativas de los consumidores, incrementar su productividad, elevar su rentabilidad y contar con talentos motivados. Para eso, ningún pilar puede desatenderse y se requiere del compromiso de la organización en su conjunto ya que estamos no solo ante un cambio tecnológico y cultural, sino ante un nuevo paradigma al momento de hacer negocios.

Otras Noticias

Crece el ecommerce, y esto es una oportunidad laboral única img
#Tecnología

Crece el ecommerce, y esto es una oportunidad laboral única

El ecommerce en América Latina tuvo un importante crecimiento en 2020 a causa de la pandemia. Por ejemplo,  Mercado Libre informó que han tenido más de 5 millones de nuevos compradores registrados en la plataforma en 6 países de América Latina (Brasil, México, Chile, Argentina, Uruguay y Colombia). Esto significa un crecimiento del 45% respecto al período del año 2019. Se trata de una tendencia mundial.El último análisis llevado a cabo por UNCTAD señala que las ventas mundiales de comercio electrónico aumentaron a 26,7 mil millones de dólares en 2020, lo que representa el 19% de todas las ventas minoristas, frente al 16% registrado en 2019.  Dado que la pandemia continúa, y que muchos consumidores han adoptado las compras por internet como parte de su rutina, todo indica que las empresas que vendan a través de la web tienen mucho por crecer. Esto sí, siempre y cuando se profesionalicen, dado que los clientes son más exigentes al tiempo que hay cada día más competidores en el mercado. Que cada vez más negocios apuesten a vender por internet tiene varias implicancias. Por un lado, hay pleno empleo para los profesionales relacionados con el sector del ecommerce, como marketing digital, programación, diseño de experiencia de usuario (UX), Data Analytics y ciencia de datos, entre otros. Hay reales oportunidades de desarrollo profesional para quienes se dediquen a estas disciplinas. La buena noticia, además, es que cualquier persona sin conocimientos previos puede incorporar las habilidades necesarias para insertarse en el mercado laboral en pocos meses, estudiando desde el hogar y en base a la práctica. De esta manera, y para mencionar solo dos ejemplos, es posible ser programador web full stack en 6,5 meses o aprender a plantear una estrategia de marketing digital así como a usar las principales herramientas del sector en cuestión de 5 meses. Profesiones clave para el ecommerceLos programadores web full stack son aquellas personas capaces de crear websites de principio a fin, mientras que los diseñadores UX son los profesionales en crear soluciones digitales centradas en los usuarios: logran que los sitios y aplicaciones móviles sean intuitivas, fáciles de usar y amigables para los compradores online.  En tanto, los especialistas en marketing digital son esenciales para cualquier organización que quiera vender por internet, ya que desarrollan estrategias y dominan herramientas para implementar un plan de marketing online, utilizar con eficiencia las redes sociales y convertir visitas en clientes. Por su parte, los que se dedican al Data Analytics son capaces de analizar los datos del negocio para detectar nuevas oportunidades, identificar riesgos y puntos de mejora. Dado que las plataformas de ecommerce se mueven en un mercado tan dinámico, el rol de estos profesionales es crucial. Para dar un ejemplo, en la pre pandemia la categoría de viajes y turismo era de las más activas, pero ahora eso ha cambiado y el rubro de productos para el hogar es uno de los más relevantes. Por último, las firmas de comercio electrónico más grandes también contratan a data scientists, que son los perfiles que saben bucear en inmensos volúmenes de datos para detectar patrones y así es como pueden anticiparse a posibles escenarios de negocio de cara al futuro.El ecommerce llegó para quedarse porque los hábitos de comprar por internet perdurarán en la post pandemia. Los expertos vaticinan que las ventas por internet seguirán creciendo a buen ritmo durante los próximos años, y eso cambia las reglas de juego entregando reales oportunidades de desarrollo profesional a las personas que se especialicen en las disciplinas mencionadas.Si bien antes una persona podía armar un website de ecommerce y comenzar a vender, hoy se requiere de un servicio al cliente impecable y de conocimientos específicos para deleitar a los consumidores con el objetivo de que vuelvan a comprar una y otra vez. Según la consultora eMarketer, en Latinoamérica el comercio electrónico cerró el 2020 con un incremento del 19,4% y estima que en 2021 respecto al 2020 será del 13,3%. Es por esto que, si estás dispuesto a aprovechar esta tendencia que llegó para quedarse, el primer paso es capacitarse. Digital House cuenta con una propuesta ideal de cursos cortos, a distancia, basados en la práctica, y creado en función de las necesidades del mercado. Inscripciones en www.digitalhouse.com

Qué buscan las empresas al contratar a un data scientist img
#Datos

Qué buscan las empresas al contratar a un data scientist

Si estás considerando un cambio de carrera, estudiar para convertirte en data scientist es ideal porque son pocos los profesionales que existen en el mercado comparado con la cantidad de especialistas en ciencia de datos que se quieren contratar. Hay que tener en cuenta que una persona puede hacer un curso de Data Science desde casa y que tiene una duración de 7 meses.Para mostrar datos contundentes al respecto, puedes chequear en este portal cuánto gana un científico de datos en tu país. En este sentido, según la consultora Ipsos, estos perfiles cobran un 22% más, en promedio, que otros roles de TI.  ¿Por qué son tan buscados los data scientist?Gran parte del fenómeno alrededor del interés por contratar a data scientists es que las empresas no encuentran en los candidatos que se postulan las habilidades indicadas. En tal sentido, más de dos tercios de las compañías encuestadas dijeron que tenían dificultades para encontrar candidatos con las habilidades técnicas y los conocimientos adecuados, mientras que una minoría significativa de otras (40%) informó una falta de experiencia laboral, así como lagunas en el entendimiento de la industria.Entonces, ¿qué debería tener exactamente un candidato para puestos de data scientist en sus CV para convencer a los futuros empleadores? Las habilidades técnicas, por supuesto, son clave.Las empresas dijeron que estaban buscando postulantes que comprendan machine learning, que tengan conocimientos de Python, y estén familiarizados con el software.  

Las empresas que aceleraron su transformación digital crecieron 5 veces más que las que no avanzaron img
#Tecnología

Las empresas que aceleraron su transformación digital crecieron 5 veces más que las que no avanzaron

Las empresas que aceleraron su transformación digital producto de la pandemia han logrado un crecimiento cinco veces mayor que aquellas que no avanzaron. Así lo concluye un nuevo estudio de Accenture.En el reporte de 2019 se mostró que las empresas líderes en transformación digital estaban creciendo el doble que los retrasados en ese aspecto. La nueva versión de este reporte muestra que esa brecha, producto de la pandemia, ha crecido.Según la encuesta global, las organizaciones comprimieron la transformación invirtiendo en tecnologías digitales a ritmos históricos para responder tanto a los nuevos retos operativos como a las demandas de los clientes que cambian rápidamente. De esa forma, más de 50% de las compañías líderes aumentó sus inversiones en tecnologías core y emergentes: 72% en cloud security; 68% en la nube híbrida; 70% en internet de las cosas (IoT); 59% en IA y machine learning, que está muy relacionada la ciencia de datos; y 60% en robótica. En cambio, los rezagados sólo invirtieron en nuevas tecnologías por primera vez durante la pandemia para mantener el negocio funcionando.Otro punto fundamental que muestra el sondeo es que los líderes de las organizaciones que más avanzaron se enfocan mucho en el reskilling de los empleados, promoviendo su bienestar, aprovechando a los socios del ecosistema, democratizando la innovación en toda la empresa y diseñando tecnología centrada en las personas, y actualizando sus habilidades digitales.Por ejemplo, durante la pandemia, el 70% de las organizaciones líderes buscó aumentar el financiamiento en formación para construir una organización ágil y colaborativa, frente al 52% de los rezagados.